Accionistas molestos

En materia de gobierno corporativo, Daniel Fernández viene publicando interesantes reportajes en el suplemento Negocios de El País. A alguno ya he hecho mención en ocasiones precedentes. Hoy quiero referirme al que apareció ayer bajo el sugerente título de “¿Qué es lo que más molesta a los accionistas del IBEX?”. A partir de la información que aparece en los informes anuales de gobierno corporativo y en la información relativa a las votaciones de la junta general, el autor pone blanco sobre negro una serie de asuntos que de manera reiterada merecen un voto negativo por parte de los accionistas. Cualquier seguidor del gobierno corporativo español e internacional lo adivina: remuneraciones, elecciones de consejeros, dilución y cambios estatutarios.   Bien es…

“Greenmail”: mismos hechos, nuevos actores

He repetido en varios lugares que el Derecho de sociedades presenta a veces como problemas nuevos situaciones ya vividas de forma reiterada en el pasado. Es lo que sucede en el caso del llamado “greenmail”, cuya irrupción se produjo en la década de los ochenta del siglo pasado con la aparición de algunos de los grandes inversores hostiles que, tras adquirir participaciones significativas en el capital de las principales compañías estadounidenses, amenazaban con el lanzamiento de una oferta pública de adquisición. La inestabilidad o la inseguridad que la llegada de ese  accionista suponía para los grupos de control y, en particular, para los administradores, provocaba con frecuencia que se alcanzara un acuerdo: el accionista conflictivo veía como la sociedad compraba…